Golfo Azul y su paso triunfal por Viña del Mar

El ejemplar conquistó nueve triunfos en 55 salidas a la pista; solo corrió competencias clásicas en el Sporting.


Este lunes 23 de agosto el Valparaíso Sporting continuará con su tradicional serie de homenajes a ejemplares que realizaron una gran campaña en pruebas clásicas del recinto de avenida Los Castaños.

En esta oportunidad, será el turno de rendirle honores al gran “Golfo Azul”. El ejemplar fue un macho colorado castrado (por Happy Hunting y Carita Alegre) que desempeñó la mayor parte de su trayectoria en la pista del Club Hípico de Santiago. Sin embargo, también tuvo un breve paso por el Hipódromo Chile, Valparaíso Sporting y el Club Hípico de Concepción.

Debutó en enero del 2012 en “La Palma”, representando los colores del Stud Los Pickles, donde ganó con autoridad por más de 8 cuerpos a sus rivales junto a Alejandro Maureira.

Tras su arrollador comienzo, se pensaba que el ejemplar estaría para grandes cosas en la arena de Independencia, pero no fue así, ya que cosechó malos resultados en clásicos de jerarquía, como el “Selección de Potrillos” y el “Víctor Matetic Fernández”.

Ante esto, su entrenador por ese entonces, Juan Pablo Baeza, optó por llevarlo a correr la Copa de Plata Italo Traverso al Sporting, donde remató segundo tras “Querido Machito”.

Luego, se estrenó en Blanco Encalada con un sólido triunfo para ser llevado nuevamente al Hipódromo Chile a correr las “Dos Mil Guineas” y el “Gran Criterium”, donde nuevamente no daría el ancho. Sin embargo, su nuevo preparador, Patricio Baeza, optó por darle una nueva oportunidad en Viña del Mar, donde llegaron sus mayores alegrías.

Ganó la segunda y tercera etapa de la Triple Corona Local de 3 años (Nicolás Canessa Montt y Gustavo Rivera), y quedó segundo en el premio Asociación de Propietarios de F.S de carreras, demostrando que tenía potencial para disputar grandes clásicos, pero su campaña quedaría hasta ahí, ya que no corrió desde septiembre del 2012 hasta abril del año entrante, perdiendo la oportunidad de seguir consolidando todo su potencial ante los rivales de su generación.

Golfo Azul ganó tres carreras desde ese entonces hasta 2014, donde decidieron venderlo a Concepción, tras ver que el ejemplar venía con una gran caída en su rendimiento.

En Mediocamino corrió 8 veces y no ganó nunca más. Su retiro se oficializó tras disputar el clásico Armada de Chile en mayo del 2015, donde terminó penúltimo. Acabó totalizando nueve triunfos en 55 presentaciones, obteniendo premios por $38.806.500 millones de pesos.

Golfo Azul lo tenía todo para ser un campeón. Sin embargo, las malas decisiones de su equipo provocó que terminará su campaña alejado de las pistas que tantas alegrías le dio a los apostadores.

En su larga campaña fue corrido por grandes jockeys nacionales, donde destacan Héctor I. Berrios, con quien logró 4 de sus 9 alegrías, Gonzalo Ulloa (2 triunfos), Jorge F. Hernández (1 triunfo), Alejandro Maureira (1 triunfo), Jeremy Laprida (1 triunfo), Fernando Díaz, Luis Torres, Joel Albornoz, Juan Galleguillos, Jorge González, Kevin Espina, Guillermo Pontigo, Rodolfo Fuenzalida, Luis Fica, Jely Barril, José Moya y Gustavo Vera, este último lo montó por última vez en una pista de carreras.

El ejemplar fue pensionista de Juan Pablo Baeza, Patricio Baeza y Miguel Campos, con este último defendiendo los colores del Stud Krystel.

Por sus grandes triunfos en el Valparaíso Sporting, Golfo Azul se ganó merecidamente su homenaje en Viña del Mar.


86 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo